El Informe sobre Desarrollo Humano 2020 clasifica a Haití en el puesto 170 en el mundo entre 189 países

Fecha 17/12/2020

El Informe sobre Desarrollo Humano 2020, publicado el 15 de diciembre de 2020 por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) con el tema «La próxima frontera: el desarrollo humano y el antropoceno», relega a Haití al puesto 170 del mundo entre 189 países. y territorios y ubica al país en la categoría de “bajo desarrollo humano” con un índice de desarrollo humano (IDH) que se ubica en 0.510 sobre 1. La posición de Haití en el ranking es compartida con Sudán.

Para este año 2020, que marca el 30 aniversario del primer informe sobre desarrollo humano y el desarrollo del índice de desarrollo humano (IDH), Haití ha vuelto a registrar un descenso de un lugar en este ranking en comparación con el año anterior y también el año anterior en comparación con el año anterior (puesto 170 de 189 países, contra 169 el año pasado y 168 en 2018).

Con un IDH de 0,510 sobre 1 (cuanto más se acerca este valor a 1, mayor es el nivel de desarrollo del país), la República de Haití mantiene su condición de único país de la región de América Latina y el Caribe que forma parte del categoría de países con «bajo desarrollo humano» y experimenta todas las dificultades del mundo para estar en pie de igualdad con sus tres principales vecinos de la subregión, a saber: Cuba (70 de 189 países y territorios con un IDH de 0,783 que lo ubica en la categoría de alto desarrollo humano); República Dominicana (88º de 189 países y territorios con un IDH de 0,756 lo que la coloca en la categoría de alto desarrollo humano); y Jamaica (101º de 189 países y territorios con un IDH de 0,734, lo que lo coloca en la categoría de desarrollo humano alto).

República Dominicana ganó un lugar en comparación con el ranking del año pasado (88 °), al igual que Cuba ganó dos (70 °), mientras que Jamaica cayó 5 lugares (101 °).

“Entre 1990 y 2019, la esperanza de vida al nacer en la República Dominicana aumentó en 7.5 años, los años promedio de escolaridad aumentaron en 3.2 años y los años esperados de escolaridad aumentaron en 2.7 años . El INB per cápita de República Dominicana aumentó alrededor de 196,1% entre 1990 y 2019 ”, podemos leer en el perfil de país que presenta la vecina República.

Establecido por la Oficina del Informe sobre Desarrollo Humano (BRDH) hace treinta años para servir como un simple indicador del progreso humano, el IDH se ha publicado para guiar el debate sobre el progreso del desarrollo fuera de del PIB para acercarse a un indicador que realmente «importa» para la vida humana, y desde entonces ha ganado popularidad gracias a su fórmula de cálculo simple pero completa que evalúa la esperanza de vida, el nivel de educación y ingreso medio de una población.

Entre 1990 y 2019, el IDH de Haití aumentó de 0,414 a 0,510 (un aumento del 23,2%), la esperanza de vida al nacer en Haití aumentó en 9,7 años, la duración media de la escolaridad aumentó. aumentó en 2,9 años y la duración prevista de la escolarización aumentó en 2,5 años. Por otro lado, el INB per cápita de Haití se redujo en casi un 21,7% durante el mismo período.

Según el informe, el IDH de Haití de 0,510 es menor que el promedio de los países del grupo de bajo desarrollo humano, establecido en 0,513, y menor que el promedio de los países de América Latina y el Caribe, establecido hasta 0,766. «Entre los países de América Latina y el Caribe, los datos de Haití se comparan con los de Guatemala y Honduras, cuyos IDH se encuentran en el lugar 127 y 132, respectivamente», informa el PNUD.

Sin embargo, cuando este valor se revisa a la baja para tener en cuenta las desigualdades, el IDH de Haití cae de 0,510 a 0,303, es decir, una pérdida del 40,6% debido a las desigualdades en la distribución de los indicadores de las dimensiones del IDH. “La pérdida promedio debido a las desigualdades es del 31,4% para los países con bajo IDH y del 22,2% para los países de la región de América Latina y el Caribe. El coeficiente de desigualdad humana para Haití es del 40,0% ”, continúa el informe.

Además del Índice de Desarrollo Humano (IDH), el BRDH publica otros cuatro índices cada año como el Índice de Desarrollo Humano Ajustado por Desigualdad (IHDI), el Índice de Desarrollo de Género (IDG), el Índice de Desigualdad género (IIG) y el índice de pobreza multidimensional (IPM).

Haití tiene un GII de 0,636, lo que lo coloca en el puesto 152 de los 162 países estudiados en el informe. “En Haití, el 2,7% de los escaños parlamentarios están ocupados por mujeres y el 26,9% de las mujeres adultas han alcanzado el nivel de educación secundaria, frente al 40,0% de los hombres. De cada 100.000 nacidos vivos, 480 mujeres mueren por causas relacionadas con el embarazo y la tasa de fecundidad en la adolescencia es de 51,7 nacimientos por cada 1.000 mujeres de 15 a 19 años. La tasa de actividad de las mujeres es del 61,9%, frente al 72,8% de los hombres ”, explica el informe.

Para estimar el IPM de Haití, los datos de encuestas disponibles al público más recientes utilizados se refieren a 2016/2017. En Haití, el 41,3% de la población vive en pobreza multidimensional y otro 21,8% se consideran personas vulnerables a la pobreza multidimensional. En Haití, la magnitud (intensidad) de la privación, es decir, el puntaje promedio de privación que sufren las personas en pobreza multidimensional, es del 48,4%. El IPM, o la proporción de la población que vive en pobreza multidimensional, ajustado por la intensidad de la privación, es 0.200.

Además, por primera vez en su historia, el informe del PNUD propone un nuevo índice experimental de progreso humano que tiene en cuenta las emisiones de dióxido de carbono y la huella material de los países. Este informe señala que las presiones sobre el medio ambiente se han vuelto tan grandes que los científicos afirman que la Tierra ha entrado en una nueva era geológica: el Antropoceno. Si estas presiones sobre el planeta fueran tomadas en cuenta por país para medir el desarrollo, el índice de más de 50 países que parecen estar muy avanzados se habría reducido drásticamente, según el informe. Adoptando un tono firme, el informe dice que el progreso ciertamente se detendrá si los gobiernos no toman medidas drásticas para aliviar la presión significativa sobre el medio ambiente.

Fuente Le Nouvelliste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *