Huelgas, saqueos y disturbios en una semana de furia en Haití por el alza de los combustibles

El gobierno comenzó un diálogo con todos los sectores para recuperar la normalidad en el que es el país más pobre de América Latina. El FMI aconsejó gradualismo y la ONU rechazó la violencia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *