Habitantes de una ciudad francesa construyen muro contra migrantes

Vecinos de una localidad del sur de Francia edificaron un muro de unos dos metros de altura para impedir que migrantes ingresaran a un hotel en desuso que estaba siendo acondicionado para recibirlos.

Residentes de una ciudad del sur de Francia construyeron un muro de casi dos metros de altura para bloquear la entrada a un hotel en desuso que estaba siendo transformado en un centro de acogida para migrantes.

Una docena de residentes de la localidad de Séméac, en los Pirineos, erigieron una pared de 1,8 metros de altura y 18 metros de longitud para impedir el acceso a un antiguo hotel, confirmaron los organizadores de la acción.

“No estamos en contra de acoger migrantes”, dijo Laurent Teixeira a la AFP. “Pero hay que tomar en cuenta a los ciudadanos”, agregó, acusando a las autoridades de no haber consultado a los residentes sobre el proyecto de convertir este antiguo hotel en un refugio para hasta 85 inmigrantes.

“No hay ningún plan para la vida cotidiana de los migrantes”, dijo, argumentando que las escuelas y otros servicios públicos en la localidad de 5.000 personas serían incapaces de hacer frente a estas llegadas.

Este hotel es uno de los 62 establecimientos del grupo AccorHotels adquiridos por el Estado francés para albergar a migrantes y solicitantes de asilo que actualmente duermen en las calles de París o en la ciudad de Calais, frente a las costas inglesas.

Frente a la llegada de miles de migrantes, que se prevé se acelerará este verano, el gobierno se encuentra bajo presión para crear más centros de acogida.

Más de 2.800 migrantes fueron evacuados este mes de un campamento improvisado en el norte de París, pero el asentamiento se volvió a formar unos días después.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *